Poesía

Para los emigrantes

Alberto Caracciolo

Alberto Caracciolo

Caracciolo me pide ser mi hermana,
yo acepto este honor gustosamente,
amiga y hermana, es elocuente
el afecto que une con más gana.

Nélida Caracciolo -hija del eximio bandoneonista Alberto Caracciolo que entre otros muchos méritos realizó los arreglos para Aníbal Troilo en el tango «Tierrita»- me ha dignado con su amistad. Pero no sólo eso, se tomó el trabajo de escribir un poema para dedicármelo, lo cual es sintomático del aprecio que me tiene. Pero ese poema –que agradezco enormemente- no pertenece sólo a mi persona sino a todos aquellos que, por el motivo que fuera, tuvieron que emprender una nueva vida alejados de su “querencia”. Para todos ellos y con el agradecimiento conjunto que merece Nélida, transcribo sus versos.

PAMPEANDO Y TANGUEANDO, SITIO LITERARIO http://pampeandoytangueando.com/

A su creador el  escritor César Tamborini Duca

Cómo tira la patria cuando uno está lejos!

Quién sabe qué motivos

te llevaron a emigrar…..

pero tus recuerdos,

tus descripciones,

la historia de Buenos Aires

y sus secretos….

que tanto conocés,

denotan que amás
a esta bendita tierra

y a este maravilloso

Buenos Aires,

al que muchos poetas.

le han cantado sus canciones

de «amor y de nostalgias»…!

 

Autora: Nélida Caracciolo

About author
César José Tamborini Duca, pampeano-bonaerense que también firma como "Cronopio", es odontólogo de profesión y amante de la lectura y escritura. Esta última circunstancia y su emigración a España hace veinte años, le impulsaron a crear Pampeando y Tangueando y plasmar en él su cariño a la Patria lejana.
Articles
Related posts
Actividades

El Chasque Surero

Homenaje a “El Chasque Surero” Jorge Antonio Marí, amigo que tuviste el detalle de visitarnos en León junto a tu esposa Betti,…
Tangueando

Edmundo Rivero

EDMUNDO RIVERO   Por el amor por lo argentino y por el tango, y su admiración hacia don Edmundo Rivero, me complace dedicar…
Tangueando

Orígenes del Tango "Yo soy del 30" (por Eduardo Sibilin)

El rosarino Eduardo Sibilin tuvo la amabilidad de enviarme lo siguiente: Te cuento una anécdota poco conocida que tiene como uno de…

4 Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.